domingo, 16 de noviembre de 2014

Hay que regenerar el sistema y garantizar los servicios públicos

Hay que regenerar el sistema y garantizar los servicios públicos
16/11/2014
http://www.diariodeleon.es/noticias/opinion/editorial-hay-regenerar-sistema-garantizar-servicios-publicos_936095.HTML

Los efectos de la crisis están siendo todavía realmente demoledores para la provincia de León. Los recortes aplicados por las administraciones públicas en los servicios más esenciales laminaron no sólo la percepción de bienestar, sino incluso la de seguridad de las personas en cuanto al derecho a que sean cubiertas sus necesidades básicas relativas a sanidad, educación, justicia y prestaciones sociales. Los recortes aplicados a los servicios públicos en los últimos años dejaron las escuelas con medio millar de profesores menos, Correos perdió trescientos empleados, doscientos universitarios se quedaron sin beca porque no llega el presupuesto, racionan el combustible a los forestales y la administración deja de contratar personas y empieza a atender sólo por Internet. Hay dos datos que son reveladores por encima de todo: los servicios básicos de León tienen hoy 1.500 empleados menos que hace ocho años y en ese tiempo la pérdida media del poder adquisitivo de los ciudadanos ronda el 30%, según un amplio informe multisectorial elaborado por las diferentes divisiones del sindicato Csif.

La contención del gasto aplicada en los últimos años, la reducción del número de empleados públicos, la merma de las plantillas en las empresas y la caída general de las ayudas e inversiones agrava las carencias del sistema, doblemente penalizado ahora por la fuga de dinero público y un nivel de corrupción política nunca imaginado.

La ciudadanía en su conjunto es la pagana de esta crisis provocada por los poderes financieros y una clase dirigente incompetente. El desafecto creciente de los ciudadanos hacia los políticos debería de ser suficiente revulsivo para que relegasen el partidismo y fueran capaces de lograr un consenso que regenerase el sistema. Es la mínima concesión que deber hacer a una sociedad huérfana de un proyecto común, esperanzador, equitativo y solidario.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada